¡No aprendemos para la escuela – sino para la lucha!

La escuela, dentro del capitalismo, representa un instrumento de control social y de adaptación al sistema de opresión y de explotación.

De acuerdo con Paulo Freire, uno puede analizar y definir el sistema educativo imperante como “un concepto de banqueros”. A nosotrxs, lxs estudiantes, se nos anima a recibir y recitar contenidos transmitidos por lxs profesorxs sin tener claro el significado del material que se nos da. La educación se entiende en la actualidad como un mero acto de transmisión de conocimiento: Lxs estudiantes serán consideradxs como contenedores que deben ser llenados por el profesor. Cuanto más obediente, mejor estudiante. Adaptación, subordinación, disciplina, mentalidad de empollar y memorización ciega serán recompensadas por las notas (las notas de comportamiento lo dejan muy muy claro) y sirven para prepararse para una vida exterior alienada y dependiente. El profesor como marioneta o títere voluntario del sistema educativo y social actúa como inversor, lxs alumnxs como un objeto de inversión. El profesor transmite el conocimiento como un “depósito de ahorros” que lxs estudiantes sólo deben tomar y guardar ávidamente para que les sea posteriormente reclamado en su vida laboral  de la manera más rápida y eficaz y por supuesto pueda ser aprovechada de manera rentable – con intereses, por decirlo así -.

(….)

¡Queremos aprender y luchar por una vida distinta!

Creemos que la realidad es modificable, y por lo tanto, queremos luchar con todxs lxs alumnxs y estudiantes, y también con todxs lxs trabajadores y lxs desempleadxs por una sociedad distinta. Hacemos un llamamiento a todxs lxs estudiantes a que se sumen a las protestas, a las huelgas y a las actividades creativas y organizativas para mostrar a lxs gobernantes que ya no vamos a permitir que la escuela sea un lugar de domesticación y de inversión en el denominado capital humano. No cuestionamos aquí la idea de la educación en general – cualquier tipo de avance social basado en un desarrollo a nivel mental y en un saber adquirido. Por ello exigimos una educación gratuita – libre de objetivos y criterios de evaluación capitalista. Queremos aprender en un clima escolar no competitivo, libre de dominación y que no esté dirigido a unos rendimientos, donde los profesores y los estudiantes ya no estén en una relación de dependencia jerárquica, sino que puedan aprender unos de otros estando a un mismo nivel.
(Escrito por Susi, de Falkensee, Berlín, para Revolutionäre Internationalistische Organisation (RIO))

***

Esta entrada fue publicada en Textos. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s